....*

Irreflexión: En este instante - VERDADERA EXISTENCIA




Exteriormente sabemos lo que el movimiento significa: ir de un lugar a otro, de un sitio a otro.

De A a B.

Si estás en A y te vas a B, ha tenido lugar un movimiento.

Así, exteriormente a la mente, movimiento quiere decir cambiar de lugar en el espacio.

Necesitas espacio para moverte exteriormente.

Sin embargo, el movimiento interno no es en el espacio, sino en el tiempo.

Si no hay tiempo no puedes desplazarte interiormente.

El tiempo es un espacio interior: De un segundo pasas a otro segundo, de este día a otro día, de aquí para allá, de ahora a después, en el tiempo.

El tiempo es el espacio interno.

Analiza tu mente y verás que siempre te estás moviendo desde el pasado al futuro, desde el futuro al pasado.

O bien te vas hacia recuerdos del pasado, o te desplazas a deseos en el futuro.

Cuando te vas desde el pasado al futuro o desde el futuro al pasado, solamente entonces empleas el momento presente, pero sólo como un medio.

El presente, para la mente, no es nada más que la línea divisoria entre pasado y futuro.

Para la mente el presente no es realmente existencial.

La mente nunca está en el presente porque es incapaz de ir al presente.

Compréndelo: eres incapaz de moverte en el presente.

En el presente no existe el tiempo.

El presente siempre es un único instante.

Nunca estás en dos momentos al mismo tiempo.

Solamente vives un instante.

No puedes ir de A a B porque solamente existe A.

No hay B.

Retrocede al pasado.

Allí hay muchos lugares a los que puede ir.

Existe un gran depósito de recuerdos: todo tu pasado está ahí.

O también puede irse al futuro.

Puedes imaginártelo porque el futuro es, básicamente, tan sólo el pasado proyectado.

Has vivido, has experimentado muchas cosas.

Las deseas otra vez o deseas evitarlas: Ese es tu futuro.

Pero la mente no se encuentra satisfecha con el futuro que pertenece a esta vida.

Proyecta cielos, proyecta vidas futuras.

No está satisfecha con un pequeño futuro, así que la mente crea tiempo más allá de la muerte.

El pasado y el futuro son vastos territorios; puedes moverte con facilidad en ellos.

Con el presente no te puedes mover.

La ausencia de movimiento implica estar en el presente.

Vive en el ahora, y el movimiento se detendrá porque la mente se detendrá.

No pienses en el pasado y no proyectes en el futuro.

Esto que se te está dando es todo lo que tienes.

Permanece en ello, conténtate en ello.

Este mismo instante es el único tiempo verdaderamente existencial; no hay nada más.

El pasado es solamente una memoria.

Está solamente en tu mente, es polvo acumulado, experiencias acumuladas.

No hay pasado en la existencia, no hay futuro en la existencia.

La existencia es el presente.

Por eso, generalmente dividimos al tiempo en tres partes: pasado, presente y futuro, pero en realidad el pasado y el futuro no son una parte del tiempo.

Son parte de la mente, no partes del tiempo.

El tiempo posee una única división, si es que puedes llamarla división, y es la del presente.

Caminas por la calle: Trata simplemente de caminar, no hagas nada más.

Parece simple, pero no lo es.

Parece que todos lo hacemos, pero no es así!

Cuando caminas, tu mente está haciendo mil cosas más.

Acompaña cada paso.

Simplemente camina…




--------------------------------------
irreflexiones desprogramadoras en
TAROT DE MáXIMO
fuente: Osho y el momento presente
(serena-mente.com)



* Si no ves el contenido de este post es porque estás usando algún bloqueador de publicidad junto a tu navegador. Elige Desactivar en tarotdemaximo.blogspot.com en el menú que se despliega al clickear sobre el ícono de opciones (en la barra de navegación), y luego actualiza la página. Gracias!